adsense

Mostrando entradas con la etiqueta Reflexiones (2. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Reflexiones (2. Mostrar todas las entradas

MI ESPOSA ME RECOMENDÓ SALIR CON OTRA MUJER.

Después de varios años de matrimonio descubrí una nueva manera de mantener viva la chispa del amor. Había comenzado a salir con otra mujer, aunque debo reconocer que, en realidad, fue idea de mi esposa.
-Sabes que la amas – me dijo un día tomándome por sorpresa. La vida es muy corta, dedícale tiempo.
– Pero yo te amo a ti – contesté.
-Lo sé. Pero también la amas a ella.
La otra mujer a quien mi esposa quería que yo visitara, era mi madre, pero las exigencias de mi trabajo y mis hijos hacían que sólo lo hiciera ocasionalmente. Esa noche la llamé para invitarla a cenar y al cine.
-¿Qué te ocurre? ¿Estas bien? me preguntó.
Mi madre es el tipo de mujer que una llamada tarde en la noche o una invitación sorpresiva es indicio de malas noticias.
-Creí que sería agradable pasar algún tiempo contigo, le respondí. Los dos solos ¿qué opinas?
Reflexionó sobre ello un momento y respondió: Me gustaría muchísimo.
Ese viernes mientras conducía para recogerla después de mi trabajo me encontraba nervioso, pero a la vez muy felíz… Cuando llegué a su casa vi que ella también estaba muy emocionada. Me esperaba en la puerta con su viejo abrigo, se había rizado el cabello y usaba el vestido con el que celebró su último aniversario de bodas. Su rostro sonreía, irradiaba luz como un ángel.
-Les dije a mis amigas que iba a salir con mi hijo y se mostraron muy emocionadas, me comentó mientras subía a mi auto. -No podrán esperar a mañana para escuchar acerca de nuestra velada.
Fuimos a un restaurante no muy elegante, pero sí muy acogedor, mi madre se aferró a mi brazo como si fuera “La Primera Dama de la Nación”. Cuando nos sentamos tuve que leerle el menú. Sus ojos sólo veían grandes figuras. Después de unos minutos, levanté la vista; mi madre sólo me miraba. Una sonrisa nostálgica se le delineaba en los labios.
MI ESPOSA RECOMENDÓ SALIR CON OTRA MUJER
-Era yo quien te leía el menú cuando eras pequeño ¿Recuerdas?
-Entonces es hora de que te relajes y me permitas devolverte el favor, respondí.
Durante la cena tuvimos una agradable conversación, nada extraordinario, sólo ponernos al día de nuestras cosas. Hablamos tanto que nos perdimos el cine. Saldré contigo otra vez, pero sólo si me dejas invitar, dijo mi madre, la besé y acepté la invitación.
-¿Cómo estuvo la cita? – quiso saber mi esposa cuando llegué aquella noche.
-Muy agradable, mucho más de lo que imaginé.
Días más tarde mi madre murió de un infarto. Al poco tiempo recibí un sobre del restaurante donde habíamos cenado mi madre y yo, la nota decía: “La cena está pagada por anticipado, estoy segura de no poder ir, pero igual pagué para ti y tu esposa, jamás podrás entender lo que aquella noche significó para mí. ¡Te amo!
En ese momento comprendí la importancia de decir a tiempo “TE AMO” y de darles a nuestros seres queridos el espacio que se merecen; nada en la vida será más importante que Dios y tu Familia, dales tiempo, porque ellos no pueden esperar. Si vive tu madre, disfrútala… si no… Recuérdala…
“Dios te puede perdonar, pero el Tiempo Nunca”
fuente... tulove

LA ESPOSA DE MI AMANTE.(Vale la pena leerlo

Durante muchos años fui amante de un hombre, se llamaba José, su esposa se llamaba Carla, y yo Ana…cada vez que nos encontrábamos le pedía a José que ya dejara a su esposa de una vez, ya quera hora que me convirtiera en una Señora también... José siempre me decía que no podía dejarla aun porque con los hijos (tenía dos: una niña de 7 años y un niño de 2 años) era imposible dejarla…Siempre le preguntaba a José si aún amaba a su esposa, el respondía: desde que vinieron los niños ya nada es igual, ella se engordó, no se cuida, anda muy nerviosa, ya no hay amor entre los dos, casi no tenemos sexo, es muy cansador vivir en ese ambiente...
Cansada de sus excusas, decidí hacer algo al respecto, y me hice amiga de la esposa de mi amante, contacte con ella en un centro comercial, le saludé y admiré a sus niños, les invité a tomar helado y así iniciamos una amistad… a José no le gustó, pero no podía decir nada, es que yo era su amante… iba a ser espantoso que yo contara eso en su hogar, y dejarme a mí, tampoco le convenía…
De mi relación con José no me quejo, me llena de regalos, me dio una tarjeta de crédito que la uso a mi antojo, paga mi departamento y me dijo que fin de año que regalaría un coche... pero, hay veces que me siento sola y ya es hora de convertirme en Señora…
Un día, Carla me invitó a cenar, era el cumpleaños de su hijo, era la primera vez que iba a pisar el hogar de mi amante,  nerviosa pero curiosa acepté...
Fui a su casa un poco más temprano para ayudarla con la cena “WOH SORPRESA”, fue la situación más difícil que encontré en mi vida, me di cuenta que mi amante era un mentiroso… Carla estaba gorda, pero entendí el ¿por qué?  Estaba nerviosa, y entendí por qué, no se cuida (por su forma de vestir) y entendí ¿por qué?, y quizás entendí por qué no le llenaba en la cama a José…
Carla, trabaja en una oficina como secretaria, se levanta a las 5 de la mañana (yo me levanto a las 9) para preparar todo a los hijos que van al cole, les prepara el desayuno, el merendero, y deja para José y sus hijos lo que van a almorzar; sale del trabajo a las 19 horas (yo a esa hora estoy por el spa o gym) llega a su casa les baña, les prepara la cena, la casa está súper ordenada!!, si lleva a su casa algún trabajo, cuando deja impecable el ambiente se sienta a continuar con los trabajos de la oficina., arropa a sus hijos y los hace dormir, ya tiene en la cama la pijama de José y la ropa bien planchada del uniforme que se pondrá al día siguiente..
La pobre mujer duerme poco, no come a hora: trabaja, es mamá, es esposa; no tiene ropas de moda: es que sus hijos y su esposo son quienes visten a la moda y ella me dijo: "mira, te presento mi hogar, este hogar feliz que estoy formando...”..... Ella es feliz, el infeliz es José que no la ayuda.
Me di cuenta que yo esa vida no la llevaría todavía, no sería capaz de ser una Señora, es muy grande esa palabra para mí, no estaba preparada, y todo el amor que le tenía a José, esa noche murió…murió mi amor por José porque vi que tenía una esposa completa, pero su esposa no tenía un hombre completo, un hombre que la respete, un hombre que la valore un hombre que la ame, ese hombre no tenía Carla, y por lo tanto ese hombre tampoco iba a tener yo…
..Decidí dejarlo y decidí cambiar mi vida. Busqué un hombre soltero, me hice novia y después de 2 años me hice esposa. Hoy yo sería Carla…y ruego a Dios que mi esposo no sea como José... aprendí que en la vida todo se paga y que siempre hay un aviso del Creador que nos dice: a tiempo debemos reflexionar y salir del pecado, arrepentirnos, pedir perdón y buscar su camino...
NO TODAS ALCANZAN EL NOMBRE DE SEÑORA...!!!

Es una gran verdad! Los padres pueden criar muchos hijos , pero cuantos hijos pueden cuidar a sus padres en la ancianidad

Un hijo tras el fallecimiento del padre.. Puso a su madre en un asilo, y la visitaba de vez en cuando.. Un día, recibió una llamada del asilo, informando que ella estaba muriendo.. Fue corriendo a ver a su madre antes de que ella muriera.. Le preguntó a ella: qué quieres que haga por ti, mamá? Siembra Amor..
quiero que coloque ventiladores en el Asilo, porque no hay y el Calor es insoportable,
quiero que compres Refrigeradores tambien, para que la comida no se arruine.
muchas noches tube que ir a cama sin haber comido nada¡¡

El hijo le dijo sorprendido:
pero ahora me estás pidiendo estas cosas, mientras estás muriendo?? Porque no me lo dihjiste antes?
La madre respondió triste: yo me acostumbré a convivir con el hambre y el calor, pero mi miedo es que tu no puedas acostumbrarte cuando tus hijos no se esfuerzen cuidarte en casa y te envien aquí, cuando estés viejo!!

RECUERDA SIEMPRE:_

TODO AQUELLO QUE HAGAS EN LA VIDA...
TE SERA DEVUELTO///:_
AL DOBLE:_ MUCHOS LE LLAMAN " KARMA "


YO LE LLAMO JUSTICIA:
 desconozco su autror

se humilde y ama a tu prójimo "REFLEXIÓN"



Juan trabajaba en una planta distribuidora de carne. Un día, terminando su horario de trabajo, fue a uno de los refrigeradores para inspeccionar algo; en ese momento se cerró la puerta, se bajó el seguro y quedó atrapado dentro.

Aunque golpeó la puerta fuertemente y comenzó a gritar, nadie pudo escucharlo.

La mayoría de los trabajadores habían partido a sus casas, y fuera del refrigerador era imposible escuchar lo que ocurría dentro.

Cinco horas después, y al borde de la muerte, alguien abrió la puerta. Era el guardia de seguridad que entró y lo rescato.

Juan preguntó a su salvador como se le ocurrió abrir esa puerta si no era parte de su rutina de trabajo, y él le explicó:
“Llevo trabajando en ésta empresa 35 años; cientos de trabajadores entran a la planta cada día, pero tú eres el único que me saluda en la mañana y se despide de mí en las tardes. El resto de los trabajadores me tratan como si fuera invisible.

Hoy, como todos los días, me dijiste tu simple “Hola” a la entrada, pero nunca escuché el “Hasta mañana”.

Espero por ese “Hola” y ese “Hasta mañana” todos los días;). Para ti yo soy alguien, y eso me levanta cada día. Cuando no oí tu despedida, supe que algo te había pasado… Te busqué y te encontré!!

Reflexión: se humilde y ama a tu prójimo, todos somos importante…..COMPARTELO.


Autor : Atilio Guzmán

Déjame contarte algo? hermosa reflexión.!!

Mi nombre es Royer.
Déjame contarte algo?

Un día viernes por la tarde tendríamos una cena con mi novia, se llegó la hora de salida y mi jefe se me ha cerca y me dice hey Royer! Tienes que cubrir el turno de la noche.... vaya sorpresa para mi llamó a mi novia Dennis y le dijo amor perdona no podremos salir a cenar me toca cubrir el turno de la noche. Enojada me dice sabes Royer siempre es lo mismo tu trabajo tus deudas tus estudios... tranquila Dennis sólo quiero preparar un buen futuro para lo nuestro.. hey hey Dennis estás al teléfono aún? Bueno Dennis me había colgado.

Entrando la noche insisto y le llamo y me responde Dennis perdona cenaremos otro día y ella me responde.. no Royer estoy en una discoteca con Jessy mi amiga esto término.
Paso la noche y Dennis siguió bailando bebiendo y Royer en su trabajo.. al término de la discoteca Dennis y Jessy van dentro de un auto ya ebrias y abusan sexual de ellas un hombre dice llegó su días perras hoy tienen que morir.
5 am Royer sale de su trabajo camino a casa encuentra a dos mujeres en la calle sangrando vaya sorpresa era su novia Dennis con lágrimas grita por qué?.. Dennis en su último suspiro le dice Royer un momento de diversión me mato.. Hubiera esperado una vida a tu lado por un futuro lleno de amor... Así Dennis murió en los brazos de Royer... A veces dejas lo difícil por lo fácil y las consecuencias siempre llegan.. Valora lo que tienes y disfruta de tu relación en Paz y amor.. Dios los bendiga!


Autor: desconocido 

Esto es hermoso, trata de no llorar!


Ella dió un salto tan pronto vió al cirujano salir de la sala de operaciones.
Ella dijo: 'Cómo está mi pequeño?
Estará bien? Cúando lo puedo ver?'

El cirujano dijo, 'Lo siento.
Hicimos lo que pudimos, pero él no pudo.'
Sally dijo, 'Porqué a los niños les puede dar cáncer?
Será que Dios no los cuida más?

Dónde estabas, Dios, cuando mi niño te necesitaba?'
El cirujano le preguntó, 'Te gustaría un tiempo a solas con tu hijo?

Una de las enfermeras estará afuera en un momento, antes de que lleven al niño a la Universidad.'

Sally preguntó a la enfermera si podía quedarse con ella mientras se despedía de su pequeño. Ella pasó sus dedos amorosamente a través del cabello rizado y rojizo del niño.

'Te gustaría mantener un pedazo de su cabello?' preguntó la enfermera.
Sally asintió que sí. La enfermera cortó un pedazo de cabello, lo colocó en una bolsa plástica y lo entregó a Sally.

La madre dijo, 'Fue idea de Jimmy donar su cuerpo a la Universidad para estudio. Él dijo que podía ayudar a otros..

'Primero le dije que no, pero Jimmy dijo, 'Mamá, no lo voy a usar más cuando muera. Tal vez pueda ayudar a otro niño a pasar un día más con su mamá.

'Mi Jimmy tenía un corazón de oro. Siempre pensando en los demás. Siempre queriendo ayudar a los demás si podía..'

Sally caminó afuera del Children's Mercy Hospital por última vez, luego de haber pasado la mayoría de los pasados 6 meses allí.
Colocó las pertenencias de Jimmy en el asiento del pasajero. El conducir al hogar fue difícil. Y más difícil entrar a la casa vacía..
Cargó las pertenencias de Jimmy, y la bolsita plástica con su cabello hasta la habitación de su hijo.
Comenzó a colocar los carritos y las otras cosas personales de vuelta en el lugar exacto donde él las tenía en su cuarto.

Ella se dejó caer sobre su cama y abrazando su almohada, lloró hasta quedar dormida.
Era alrededor de la medianoche cuando despertó.

Y colocada al lado de ella en la cama había una carta.

La carta decía:

'Querida Mamá, Sé que me vas a extrañar; pero no pienses que yo te olvidaré, o dejaré de amarte, sólo no estaré físicamente alrededor tuyo
para decirte 'Te Amo' .

Yo siempre te amaré, Mamá, aún más cada día. Algún día nos volveremos a encontrar. Mientras tanto, si quieres adopta otro niño y así no estarás tan sola, eso estará bien para mí.
El podrá usar mi cuarto y mis viejos juguetes..

Pero, si decides adoptar una niña, a ella probablemente no le gustará jugar con las cosas de niños..

Tendrás que comprarle muñecas y cosas de niña, tu sabes.. No estés triste pensando en mí.

Creo que Gabriel es el nombre del ángel que te llevó esta carta. Dios me dijo que te contestara una de las preguntas que le hiciste.. 'Dónde estaba él cuando yo lo necesitaba?'

'Dios me dijo que estaba en el mismo lugar conmigo, como cuando Su hijo Jesús estaba en la cruz'.
Él estaba justo ahí, según está siempre con todas sus pequeñas criaturas..


Por eso Él envió el ángel de la misericordia a rescatarme...
El Ángel dijo que era una entrega especia…!
Qué crees..?
¡ Nítido..! ¿ verdad ?

Firmado con el amor de Dios, Jesus & Yo... Tu Jimmy..

'Cuando tú estás abatido, Dios está a tu lado y preparando algo mejor para tí...'


"LA FE VE LO INVISIBLE, CREE LO INCREÍBLE Y RECIBE LO IMPOSIBLE"

cortesía de:: farvelo.blogspot.com

LO SIENTO MUCHO PAPA (realidad hermosa carta)



Lo siento mucho papá, porque creo que ésta es la última vez que me podré dirigir a ti. En serio lo siento. Es tiempo de que sepas la verdad. Voy a ser breve y claro: la droga me mató, papá.

Conocí a mi asesino a eso de los 15 o 16 años de edad. Es horrible ¿Sabes cómo fue?. Un ciudadano elegantemente vestido, muy elegantemente y que se expresaba muy bien, me presentó a mi futuro asesino: la droga.

Yo intenté rechazarla, de veras lo intenté, pero este señor se metió en mi dignidad, diciéndome que yo no era hombre. No es necesario que diga nada más, ingresé al mundo de las drogas.

No hacía nada sin que las drogas estuvieran presentes. Yo me sentía más que las demás personas, y la droga, mi enemiga, sonreía...

¿Sabes papá? cuando uno comienza, encuentra todo ridículo y muy divertido. Incluso a Dios lo encontraba ridículo.
Hoy, en este hospital, reconozco que Dios es lo más importante en el mundo, sé que sin su ayuda no estaría escribiendo lo que escribo.

Papá, no vas a creerlo, pero la vida de un drogadicto es terrible, y todos los jóvenes deben saberlo para no entrar en eso.
Ya no puedo dar tres pasos sin cansarme. Los médicos me dicen que me voy a curar, pero cuando salen del cuarto, mueven la cabeza.

Papá, sólo tengo 19 años y sé que no tengo chance de vivir. Es muy tarde para mí, pero tengo un último pedido para hacerte:
HABLA CON TODOS LOS JÓVENES QUE CONOCES, Y MUÉSTRALES ESTA CARTA.

Diles que en cada puerta de los colegios y en cada aula, en cada facultad, en cualquier lugar, hay siempre un hombre elegante, que va a mostrarles a su futuro asesino, el que destruirá sus vidas.
Por favor, haz eso, papá, antes de que sea demasiado tarde para ellos también. Perdóname por hacerte sufrir a ti también con mis locuras.

Adiós, mí querido Papá.

EL AUTOR DE ESTA CARTA MURIÓ A LOS POCOS DÍAS DE ESCRIBIRLA, POR SOBREDOSIS EN EL HOSPITAL DEBANFIELD, EN 1997.


“Dios sólo les habla a quienes están dispuestos a escucharlo.”

desconozco... su autor 

Hermosa Reflexión ZAPATOS VIEJOS


Un estudiante universitario salió un día a dar un paseo con un profesor, a quien los alumnos consideraban su amigo debido a su bondad para quienes seguían sus instrucciones.

Mientras caminaban, vieron en el camino un par de zapatos viejos y supusieron que pertenecían a un anciano que trabajaba en el campo de al lado y que estaba por terminar sus labores diarias.

El alumno dijo al profesor:
Hagámosle una broma; escondamos los zapatos y ocultémonos detrás de esos arbustos para ver su cara cuando no los encuentre.

Mi querido amigo- le dijo el profesor- nunca tenemos que divertirnos a expensas de los pobres.
Tú eres rico y puedes darle una alegría a este hombre. Coloca una moneda en cada zapato y luego nos ocultaremos para ver cómo reacciona cuando las encuentre.

Eso hizo y ambos se ocultaron entre los arbustos cercanos. El hombre pobre, terminó sus tareas, y cruzó el terreno en busca de sus zapatos y su abrigo.

Al ponerse el abrigo deslizó el pie en el zapato, pero al sentir algo adentro, se agachó para ver qué era y encontró la moneda. Pasmado, se preguntó qué podía haber pasado. Miró la moneda, le dio vuelta y la volvió a mirar.
Luego miró a su alrededor, para todos lados, pero no se veía a nadie. La guardó en el bolsillo y se puso el otro zapato; su sorpresa fue doble al encontrar la otra moneda.

Sus sentimientos lo sobrecogieron; cayó de rodillas y levantó la vista al cielo pronunciando un ferviente agradecimiento en voz alta, hablando de su esposa enferma y sin ayuda y de sus hijos que no tenían pan y que debido a una mano desconocida no morirían de hambre.

El estudiante quedó profundamente afectado y se le llenaron los ojos de lágrimas.
Ahora- dijo el profesor- ¿no estás más complacido que si le hubieras hecho una broma?

El joven respondió:

Usted me ha enseñado una lección que jamás olvidaré. Ahora entiendo algo que antes no entendía: es mejor dar que recibir.



Fuente..pensamientosyreflexiones.com

'CUANDO YO YA NO PUEDA



El día que esté viejo y ya no sea el mismo, ten paciencia y compréndeme. cuando derrame comida sobre mi camisa y olvide como atarme los zapatos, recuerda las horas que pasé enseñándote a hacer las mismas cosas.
Si cuando converses conmigo repito y repito la misma historia que tu conoces de sobra como termina, no me interrumpas y escúchame. cuando eras pequeño, para que te durmieras tuve que contarte miles de veces el mismo cuento hasta que cerraras tus ojitos.
Cuando estemos reunidos y sin querer me haga mis necesidades no te avergüences y compréndeme, que no tengo la culpa de ello, pues ya no puedo controlarlas. piensa cuantas veces te ayude de niño y estuve pacientemente a tu lado esperando a que terminaras lo que estabas haciendo.
No me reproches porque no quiera bañarme; no me regañes por ello. recuerda los momentos que te perseguía y los mil pretextos que inventaba para hacerte mas agradable tu aseo.
Acéptame y perdóname ya que el niño ahora soy yo...
Cuando me véas inutil e ignorante frente a todos los aparatos tecnológicos que ya no podré entender, te suplico que me des todo el tiempo que sea necesario para no lastimarme con tu sonrisa burlona. acuérdate que fui yo el que te enseñó tantas cosas. a comer, a vestirte y la educación para enfrentar la vida tan bien como lo haces, son el producto de mi esfuerzo y perseverancia por ti.
Cuando en algún tiempo mientras conversamos me llegue a olvidar del tema del que estamos hablando, dame todo el tiempo que sea necesario hasta que yo recuerde y si no puedo hacerlo no te burles de mi. tal vez no era importante lo que hablaba pero a mi me bastaba con que solo me escucharas ese momento.
Si alguna vez ya noquiero comer, no me insistas. se cuanto puedo hacer y cuanto no debo hacer. tambien comprende que con el paso del tiempo ya no tengo dientes para morder ni gusto para sentir.
Cuando me falten mis piernas por estar cansadas para andar dame una mano tierna para apoyarme, como lo hice yo cuando comenzaste a caminar con tus débiles piernecitas.
Por último, cuando algun día me oigas decir que ya no quiero vivir y solo desearía morir, no te enfades. algun día entenderás que esto no tiene nada que ver con tu cariño ni con cuanto te amo. trata de comprender que ya no vivo sino sobrevivo y eso no es vivir. siempre quise lo mejor para ti y he preparado los caminos que has debido recorrer. piensa entonces que con el paso que me adelanto a dar estaré construyendo para ti otra ruta en otro tiempo, pero siempre contigo.

No te sientas triste o impotente por verme como me ves. dame tu corazón, compréndeme y apóyame como yo lo hice cuando empezaste a vivir...de la misma manera como te he acompañado en tu sendero te ruego me acompañes a terminar el mío. dame amor y paciencia que yo te devolveré gratitud y sonrisas con el inmenso amor que tengo por ti.

Y a mis amigas mujeres para que esperen a ese Gran Hombre



Los hombres siempre nos caracterizamos por ser el sexo fuerte, aunque muchas veces caemos por debilidad.
Un día, mi hermana lloraba en su habitación. Con mucha nostalgia, observé que mi padre se le acercó y le preguntó el motivo de su tristeza. Los escuché por horas, pero hubo una frase tan especial que dijo mi padre esa tarde, que hasta el día de hoy, ocho años más tarde, la recuerdo cada mañana y me llena de fuerza.
Mi padre acariciándole el rostro, le dijo: -"Hija mía, enamórate de un Gran Hombre y no volverás a llorar" Me pregunté tantas veces, cuál era la fórmula exacta para llegar a ser ese gran hombre y no dejarme vencer por las pequeñeces. Conforme pasan los años descubrimos que si tan sólo todos los hombres lucháramos por ser grandes de espíritu, de alma y de corazón, el mundo sería completamente distinto. Aprendí que un Gran Hombre... no es aquel que compra todo lo que desea, pues somos tantos que hemos comprado hasta el cariño y el respeto de quienes nos rodean.
Mi padre le decía:
"No busques a un hombre que sólo hable de sí mismo, sin preocuparse por ti..."Ni a aquel que se pase las horas halagando sus propios logros... "No te aferres a un hombre que te critique y te diga lo mal que te ves, o lo mucho que deberías cambiar."¿Para qué quieres a un hombre que te abandonará si no cambias, o que te deje por un cabello más claro, o por unos ojos de otro color, o por un cuerpo más esbelto... si no supo admirar la verdadera belleza que hay en ti? ¿Cuántas veces me dejé llevar por la superficialidad de las cosas, haciendo a un lado a quienes realmente me entregaban su sinceridad e integridad? Me costó trabajo comprender que GRAN HOMBRE no es el que llega más alto, ni el que tiene más dinero, casa, auto, ni quien vive rodeado de mujeres, ni mucho menos el más guapo. Un verdadero y gran hombre, es aquel ser humano lleno de transparencia, que no oculta sus verdaderos sentimientos ni se refugia en vicios y cortinas de humo, es el que abre su corazón sin rechazar la realidad, es quien admira a una mujer por sus cimientos morales y grandeza interior. Un Gran Hombre, es el que camina de frente, sin bajar la mirada; es aquel que no miente y sabe llorar su dolor.
Hoy mi hermana está felizmente casada, y ese Gran Hombre con quien se casó, no era ni el más popular, ni el más perseguido, ni el más solicitado, ni mucho menos el más adinerado. Ese Gran Hombre es quien simplemente nunca la hizo llorar.
Es quien la hace sonreír por lo mucho que han logrado juntos, por todos sus recuerdos, por cada alegría que comparten y por esos tres hijos que llenan sus vidas. Ese Gran Hombre, ama tanto a mi hermana que no se cansa de besar sus manos y sus labios.
La quiere por lo que ella es, y por lo que son cuando están juntos.
¡Aprendamos a ser uno de esos Grandes Hombres, para que vivamos el paso de los años de la mano de una Gran Mujer y nada ni nadie nos pueda vencer!
Se lo mando a mis amigos "hombres", para que les toque el corazón y traten de hacer crecer a ese Gran Hombre que vive dentro.

Y a mis amigas mujeres para que esperen a ese Gran Hombre que el universo tiene para ellas.

ahora que ya mori.....



Que sucede? no entiendo, solo sentí un dolor fuerte en la cabeza, mareos, y ahora estoy tan confundido. Qué pasa? Porque mi esposa corre y llora?

Dicen que morí, pero no,  estoy aquí, pero ellos no me ven y no puedo abrazarlos.

Oh ya veo, están trasladando a alguien en una carroza fúnebre, soy yo mismo, que extraño.

Veo a mi familia con gran dolor, todos lloran, pero yo solo veo, ya no siento dolor ni tristeza, es como ser un espectador.

Pasan los días, mi familia regresa a casa sin mí, les dejo un gran vacío.
Ya alguien ocupa mi puesto de trabajo, todo vuelve a ser como antes, corren, atienden llamadas, hacen pagos, envían documentos, firman planillas, en fin, es como si nunca hubiese faltado yo, que bien, algunos compañeros se acuerdan de mi a ratos y lamentan que ya no este.

Sin embargo, en mi familia, el vacío persiste, mi esposa llora, está confundida, no sabe cómo hacer sin mí, mi hijo pequeño pregunta: Donde esta papa?  Y mi esposa le dice que en el Cielo. Mi hija mayor acaba de comprender dolorosamente lo que es la muerte, no deja de llorar, no quiere ir a clases, no se puede concentrar, tampoco come. Mi perro se paro en la puerta y de ahí no hay quien lo saque, come, bebe agua y regresa a su puesto de espera.

Pasa el tiempo, mi hijo cumple cuatro años y yo no estoy, el se aferra a su mama, se ha vuelto tímido y retraído, no hay una figura paterna para él, ya papa no está.

Mi hija ya de 11 años casi no habla, a veces su mama la encuentra llorando, bajo mucho las notas y no muestra interés por nada.

Mi querida esposa, con toda la carga sobre sus hombros, la responsabilidad de dos hijos pequeños, tiene que sonreír a los niños para darles fortaleza.
Ya paso un año y todo sigue igual, en casa el vacío, la tristeza, en la empresa donde trabajaba ya nadie me nombra y todo sigue igual sobre la marcha.

Sabes que dijo el forense?  Que morí por stress, en mi cerebro reventó una vena por una subida de tensión que me dio cuando me llamaron de mi trabajo y me dijeron que de los 10 camiones que solicite solo llegaron 7. Y todo acabo.

AHORA ME DOY CUENTA QUE PARA LA EMPRESA QUE TRABAJAS SIEMPRE SERÁS UNO MÁS, COMPLETAMENTE REEMPLAZABLE EN CUALQUIER MOMENTO, PERO QUE PARA MI FAMILIA ERA ÚNICO E IRREEMPLAZABLE.


POR FAVOR DEDÍCATE A LO QUE DE VERDAD ES IMPORTANTE, TODOS NECESITAMOS UN TRABAJO QUE NOS PERMITA CUBRIR NUESTRAS NECESIDADES BÁSICAS, PERO NO TE ENTREGUES A UNA EMPRESA, ENTRÉGATE A TUS SERES QUERIDOS. ABRAZA A TUS HIJOS, BESA A TU ESPOSA, ES A ESTOS SERES A QUIENES DE VERDAD LES HARÁS FALTA CUANDO YA NO ESTÉS.

DIOS DESEA QUE TENGAS LO MEJOR Y TE DA LO MEJOR, PERO DEBES SER SABIO Y ADMINISTRAR TU TIEMPO, VIDA Y FAMILIA.


 RECUERDA QUE ERES MUY  IMPORTANTE..   CUIDA A TUS HIJOS SI LOS TIENES Y RECUERDA QUE EN CASA SIEMPRE HAY ALGUIEN ESPERÁNDOTE.  SI TE AGRADO ESTA HISTORIA COMPÁRTALA  PARA QUE OTRAS PERSONA AS PUEDAN REFLEXIONAR 

La otra cara de la moneda: Ser ”la otra”.



Siempre juzgadas. Escondidas en las cuatro paredes de un motel. Aquellas señaladas y odiadas por las esposas, deseadas por los hombres, pero no valoradas como mujeres… solo como amantes.

Ser ”la otra” tiene sus ventajas, pero aun así, las desventajas son mayores

LAS VENTAJAS:

1.- Te complacen en todo en el terreno sexual y no tienen caretas. El hombre se muestra tal cual es.

2.- Te apoya económicamente y busca tenerte contenta con cosas materiales.

3.- No existe un compromiso como tal, no hay reclamos.

4.- No vive contigo, ni tienes que atenderlo.

5.- No estas con él por obligación, estas por gusto.

6,. No te rompen el corazón.

7.- No te enamoras (idealmente).

8.- No das explicaciones de tus actos.

LAS DESVENTAJAS:

1.- No te dan tu lugar.

2.- Permaneces oculta siempre.

3.- No viven su amor libremente.

4.- Son señaladas y odiadas.

5.- Autoestima baja

6.- No son valoradas ni tomadas en serio.

7.- Si te enamoras, muy difícilmente serás correspondida.

8.- Vivirás con la culpa de destruir una familia.

MUJER: Ningún hombre es tan maravilloso como para tener a dos mujeres. El hombre que no te da tu lugar ni te respeta, no te ama. El hombre que te tiene como amante, lamento decirte lo siguiente:

Él sólo se ama a sí mismo. Si amara a su esposa no la engañaría contigo y si te amara a ti, no te escondería y lucharía por su amor.

Si el le fue infiel a la mujer con la que decidió pasar el resto de su vida, ¿acaso crees que no te haría lo mismo a ti?. Un verdadero hombre no es aquél al que le sobran mujeres o que enamora a todas… es aquél que tiene a una sola  mujer, y la enamora todos los días.

Si tú estas en el otro lado de la moneda, solo piensa: Eres una mujer y sabes que cuando dañan tu corazón y te traicionan, duele. No seas parte de eso. Busca un hombre libre que te ame y respete, créeme que valdrá la pena.

El águila que no podí volar




Había una vez un Rey de una importante comarca
Que se sentía muy decepcionado porque el sultán de
la comarca vecina le había regalado una hermosa águila
y apesar de todo el poder que tenía el rey, no podía lograr
que la hermosa ave pudiera volar.

Ya había probado casi todo, la había criado con mucho
esmero y cuidado para que no le faltara nada, su alimentación
fue de lo mejor y estaba siempre al abrigo por las noches de toda
tempestad. En verdad era la envidia de todas las aves de
rapiña que había en el palacio. A ella siempre se le veía
espléndida descansando sobre una rama.

Día y noche en el mismo lugar. A pesar de todo, ésta hermosa
Águila crecida desde pequeña no podía volar. El Rey llamo
a los mejores adiestradores que con singulares pruebas
hacían lo imposible para que el águila volara. Una y otra vez
todo intento siempre terminaba en frustración.

Y así día tras día fueron pasando los adiestradores,
y las esperanzas del Rey comenzaron a decaer. Un día,
cansado ya de contratar a los mejores adiestradores sin
obtener ningún resultado, hizo un anuncio a todo el pueblo
ofreciendo una recompensa a aquel que pudiera hacer que su
Magnifica ave volara. A la mañana siguiente se levanto y cual
habrá sido su sorpresa al encontrar que su flamante águila
finalmente estaba volando. Intrigado, quiso saber quien había
sido el autor de semejante milagro. Así que hizo traer a la persona
que había logrado lo que ni los mejores adiestradores habían podido.

Cuando llego esta persona el Rey quedo por un momento
sorprendido ya que era un simple campesino, que no parecía tener
de extraordinario. Intrigado, el rey le pregunto como había hecho
para lograr que su águila volara, a lo que el campesino le respondió:
yo simplemente le corte la rama.


Y tú, a qué rama te estas aferrando que te impide volar?

Nunca olvides decir te amo




TU DICES, TE AMO? 

VALE LA PENA LEERLO! 

Dos hermanitos jugaban con bolitas en frente de la casa, cuando Julio, el chico más pequeño, dice a su hermano Ricardo:

― ¡Mi querido hermano, yo te amo mucho y nunca me quiero separar de ti!

Ricardo, sin dar mucha importancia a las palabras de Julio, dijo:

― ¿Y qué te pasa? ¿Qué hablas de esa cosa de amar? ¿Quieres callarte y continuar jugando?

Y los dos continuaron jugando la tarde entera hasta anochecer.

En la noche, el señor Jacó, padre de los dos niños, llegó del trabajo. Estaba exhausto y de mal humor, pués no había conseguido cerrar un negocio importante...

Al entrar, Jacó miro a Julio, que sonrió a su padre y le dice:

― ¡Hola Papi, yo te amo mucho y no quiero nunca separarme de ti!

Jacó, sin salir de su mal humor y stress, dice:

― Julio estoy exhausto y nervioso. Entonces, por favor, ¡no me vengas con idioteces!

Con las palabras ásperas del padre, Julio quedó triste y fue a llorar a un rincón de su cuarto. Doña Joana, madre de los niños, sintiendo la falta del hijo fue a buscarlo por la casa, hasta que lo encontró en el rincón del cuarto con los ojitos llenos de lágrimas.

Doña Joana, espantada, comenzó a secar las lágrimas del hijo. Y le pregunto:

― ¿Qué pasa Julio? ¿Por qué lloras?

Julio miró hacia su madre, con una expresión triste y le dice:

― ¡Mamita, yo te amo mucho y no quiero nunca separarme de ti!

Dona Joana sonrió a su hijo, y le dice:

― ¡Mi amado hijo, estaremos siempre juntos!

Julio sonrió, dio un beso a su mamá y se acostó.

En el cuarto del matrimonio, ambos se preparaban para acostarse, Doña Joana pregunta a su marido Jacó:

― Jacó, Julio está muy extraño hoy, ¿no te parece?

Jacó, muy estressado con el trabajo, dice a su esposa:

― Ese tonto solo está queriendo llamar la atención... ¡Acuéstate y duerme mujer!

Entonces, todos se recogieron a dormir tranquilos.

A las dos de la mañana, Julio se levanta y va al cuarto de su hermano Ricardo y se queda observándolo dormir... Ricardo, incomodado con la claridad, despierta y grita a Julio:

― ¡Estás loco, apaga esa luz y déjame dormir!

Julio, en silencio, obedeció a su hermano, apagó la luz y se dirigió al cuarto de sus padres...

Llegando allá, encendió la luz y se quedó observando a su padre y a su madre dormir. El señor Jacó despertó y preguntó a su hijo:

― ¿Qué sucede Julio?

Julio, en silencio, solo balanceó su cabeza en señal negativa, respondiendo al padre que nada había ocurrido. De ahi el señor Jacó, irritado, preguntó a Julio:

― Entonces, ¿que te sucede tonto?

Julio continuó en silencio. Jacó, ya muy irritado, gritó a Julio:

― Entonces ¡vete dormir muchacho!

Julio apagó la luz del cuarto, se dirigió al suyo y se acostó. A la mañana siguiente todos se levantaron temprano. El señor Jacó iría a trabajar, doña Joana llevaría a los pequeños a la escuela, a Ricardo y Julio... Pero Julio no se levantó.

Entonces, el señor Jacó, que ya estaba muy irritado con Julio, entró bufando al cuarto del niño y grita:

― ¡¡¡Levántate tonto vagabundo!!!

Julio ni se movió.

Entonces, Jacó avanzó hacia el niño y tiró con fuerza el cobertor del pequeño con un brazo recto y levantado, listo para darle un golpe, cuando percibe que Julio estaba con los ojos cerrados, y que estaba pálido.

Jacó, asustado, colocó la mano sobre el rosto de Julio y puede notar que su hijo estaba helado. Desesperado, Jacó gritó, llamando a su esposa y a su hijo Ricardo, para que vieran que había acontecido con Julio... Infelizmente lo peor.

Julio estaba muerto y sin ningun motivo aparente. Doña Joana, desesperada, abrazó a su hijo muerto y no conseguía ni respirar de tanto llorar. Ricardo, desconsolado, tomó firme la mano del hermano y solo tenía fuerzas para llorar también.

Jacó, con desesperación, sollozando y con los ojos llenos de lágrimas, percibió que había un papelito doblado en las pequeñas manos de Julio. Jacó, entonces, tomó el pequeño pedazo de papel. Y había algo escrito con la letra de Julio.

La otra noche Dios vino a hablar conmigo a través de un sueño. Me dijo, que a pesar de amar a mi família y que ella me ama, tendríamos que separarnos. Yo no quería eso, pero Dios me explicó que sería necesario. No sé lo que va a suceder, pero tengo mucho miedo. Me gustaría que quedase claro apenas una cosa:

● Ricardo, no te enverguences de amar a tu hermano. ● Mamá, es la mejor mamá del mundo. ● Papito, el señor que de tanto trabajar se olvidó de vivir. ● ¡¡¡Yo los amo a todos ustedes!!!


¿Cuántas veces no tenemos tiempo para parar, amar y recibir el amor que nos es dado? Tal vez cuando despertemos pueda ser demasiado tarde... ¡Pero aún hay tiempo!

¡Hagamos que nuestra vida valga la pena!.





Vale la pena cada espina, cada rosa, cada lágrima que riega lo que
florecerá en sonrisa, porque la vida es maravillosa por ella misma;
no importan las penas no importa el desamor, porque pasa... todo pasa
y el sol vuelve a brillar.

Hay momentos que sentimos que todo esta mal, que nuestras vidas se
hunden en un abismo tan profundo, que no se alcanza a ver ni un
pequeño resquicio por el que pase la luz.

En esos momentos debemos tomar todo nuestro amor, nuestro coraje,
nuestros sentimientos, nuestra fuerza y luchar por salir adelante.

Muchas veces nos hemos preguntado si vale la pena entusiasmarnos de
nuevo, y solo puedo contestar una cosa: ¡Hagamos que nuestra vida
valga la pena!.

Vale la pena sufrir, porque he aprendido a amar con todo el corazón.

Vale la pena entregar todo, porque cada sonrisa y lágrima son
sinceras.

Vale la pena agachar la cabeza y bajar las manos, porque al
levantarlas seré más fuerte de corazón.

Vale la pena una lágrima, porque es el filtro de mis sentimientos, a
través de ella me reconozco frágil y me muestro tal cual soy.

Vale la pena cometer errores, porque me da mayor experiencia y
objetividad.

Vale la pena volver a levantar la cabeza, porque una sola mirada
puede llenar ese espacio vacío.

Vale la pena volver a sonreír, porque eso demuestra que he aprendido
algo más.

Vale la pena acordarme de todas las cosas malas que me han pasado,
porque ellas forjaron
lo que soy el día de hoy.

Vale la pena voltear hacia atrás, porque así sé que he dejado huellas
en los demás.

Vale la pena vivir, porque cada minuto que pasa es una oportunidad de
volver a empezar.

Todo esto son sólo palabras, letras entrelazadas con el único fin de
dar una idea. Lo demás, depende de cada uno de nosotros. Dejemos que
nuestras acciones hablen por nosotros.

¡Hagamos que nuestra vida valga la pena!.

¡Seamos Felices!


¿Verdad que vale la pena?

4 grandes errores que cometí como esposa




Cuando Sloane Bradshaw se divorció de su esposo después de 10 años de matrimonio, pasó meses culpándolo a él del fracaso de su relación. Él la había engañado y la había dejado, después de todo, ¿a quién más había que culpar? Pero cuando empezó a hacer terapia tuvo que enfrentar la verdad: una relación se construye de a dos, y cuando termina ambos son responsables. Estas son 4 cosas que Sloane sacó en claro:

1. Puse a mis hijos primero

Es fácil amar a tus propios hijos. No tienes que esforzarte mucho y ellos te adoran sin importar lo que hagas. El matrimonio es totalmente opuesto: significa trabajo. Y cada vez que mi matrimonio comenzaba a sentirse como algo que necesitaba mucho trabajo, me alejaba y llevaba a los niños al museo o de paseo. Usualmente planeaba estas aventuras cuando sabía que mi esposo no podría ir (y arruinar lo bien que lo pasaríamos). Me decía a mí misma que estaba bien porque él prefería trabajar y siempre parecía de mal humor cuando salíamos todos juntos. Gran parte de las noches escogía acurrucarme con ellos, culpando lo tarde que él se acostaba. Como resultado, muy pocas veces estábamos juntos y solos y casi nunca teníamos noches en la que estuviéramos sin los niños. Quizás una vez al año, para nuestro aniversario.

2. No les puse límites a mis padres

Mis padres iban a nuestra casa frecuentemente, a veces incluso llegaban sin siquiera avisar. Nos ‘ayudaban’ con las cosas de la casa, haciendo tareas que ni les pedíamos, cómo doblar nuestra ropa limpia (de forma incorrecta, obviamente). Íbamos de vacaciones con ellos. Ellos retaban a nuestros hijos en frente de nosotros. Mis propios miedos de molestar a mis padres me hacían evitar ponerlos en su lugar. Hubo pocas veces que sí defendí la autonomía de mi familia. Mi esposo, literalmente, se había casado con toda mi familia.



3. Lo herí

Creí que el amor tenía que ver con la honestidad, pero todos sabemos que la verdad duele. A medida que comenzamos a estar más cómodos (léase: perezosos) con nuestra relación, dejé de intentar decir las cosas de forma amable. Hablaba mal de él con mis amigas, mi madre y mis compañeros de trabajo. Todo.El.Tiempo. “¿Puedes creer que no hizo esto?” Y “¿Por qué hizo ESO?”

En vez de aumentar su autoestima, la pisotee. Lo empequeñecía a menudo, diciendo que su trabajo no era importante y refiriéndome en malos términos a sus amigos. Lo regañaba por hacer mal las cosas y, honestamente, era sólo porque no lo hacía a mi manera. A veces le hablaba como si fuera un niño. Controlaba el dinero de nuestra familia y manejaba cada centavo que él gastaba. Y en la cama… adivinas bien, también lo hacía todo mal y no me importaba decírselo. A medida que nuestro matrimonio se quebraba, encontraba que continuamente miraba sus errores y faltas para justificar mi superioridad. Al final, no tenía respeto por él y me aseguraba que él lo supiera y lo sintiera todos los días.




4. No me molesté en aprender a discutir de forma adecuada

Sé que suena extraño sugerir que existe una forma adecuada de discutir, pero la verdad es que si existe. Usualmente mantenía la paz en nuestro hogar manteniendo mi boca cerrada cuando había cosas que me molestaban. Como podrás imaginar, todas estas cosas pequeñas me volvían loca y me convertían en un volcán de ira que ocasionalmente hacía erupción de forma desproporcionada. Y por ira, me refiero a ira así como se define clínicamente. Cuando todo volvía a la calma, justificaba mi ira diciendo que una mujer tiene un límite para las cosas que puede soportar. Cuando miro hacia atrás, era una persona que realmente daba miedo durante esos episodios.


Escribo esto no porque espere que él me perdone. Sino porque no puedo creer todo el tiempo que tuve la cabeza escondida en la arena. Espero que otras mujeres logren salir a la superficie y mirar bien a su alrededor. Y si bien me duele que mi esposo haya decidido resolver nuestros problemas en la cama de otra mujer cuando conversar y terapia nos hubiese ayudado, sé que yo tampoco estuve ahí para él.

CARTA DE DESPEDIDA



Cuenta la historia de una chica que tenía una historia mágica, llena de amor y felicidad con su novio. Después de 9 meses el tipo decidió que ya no la quería y se marchó.

6 semanas después ella descubrió que su adoradísimo ex novio la había estado engañando con su ex novia durante toda la relación alegando que, como su vida era igual de caótica, ella lo entendía mejor. ¡Claro, cómo no lo pensó ella!

Después de esta razonable explicación, la afectada en cuestión le escribió una amable y sentida carta a su querido ex patán:

“No te preocupes corazón, mi enojo no va a durar mucho tiempo. Yo sé que tu vida ya es tu propio castigo. Un hombre de 40 años, que sólo ha tenido logros mediocres, incapaz de intimar con nadie, que miente y engaña de manera casual, que está siendo demandado por su propia tía, que difícilmente mantiene el amor de su propia familia, que tiene muy pocos amigos y que ha estado viviendo en su casa de sus papás en los suburbios de New Jersey durante el último año, solo, a los 40, que no está ni remotamente cerca de terminar su tan soñado libro, que es débil, inseguro, patético, torturado, sin fibras morales, que no está satisfecho con su carrera y que constantemente viaja de fracaso en fracaso… no será difícil de superar.

De repente llega una mujer y trata de amarlo, de empujar sus sueños, de invitarlo a ser su otra mitad, y él le paga su amabilidad con mentiras, engaños y un montón de chocolates de mi%$da que probablemente compró en el aeropuerto durante su último viaje… un rompimiento sin ceremonias basado en su propia inhabilidad de acercarse realmente a una persona que tiene su mundo en orden y con quien hubiera tenido una excelente compatibilidad y un gran compañerismo. Y encima de todo eso lo remata teniendo una aventura con su ex novia todo el tiempo… en un departamento a 10 cuadras del de su novia. Y diciéndole a su pareja que ella era la insegura, en la que no se podía confiar…


Esto es lo que eres: un hombre que envejeciendo, triste, escurridizo y retorcido que viaja de un hotel a otro, usando una máscara con los desconocidos, viviendo de una maleta, sin hogar ni amistades, mintiéndole a los otros y a sí mismo. Así que no tengo por qué humillarte, tu vida es una humillación por sí sola. Y no importa cuánto medites, cuánto yoga hagas y con cuantos psicólogos vayas, esto nunca va a cambiar porque esto es lo que eres.”

Punto final.

Siendo esta la situación…. Yo creo que esta chica no tiene nada que extrañarle, al contrario.

TRISTE REFLEXION



La padres no son malos ni buenos solo son padres! no nos toca a nosotros juzgarlos, porque es la propia vida la que con profundas heridas nos cobra el dolor que les hayamos causado, No olvidemos que después de dios, solo tenemos el amor de nuestros padres . Si aún conservas a tus padres, venéralos ,jamás los ofendas, jamás los desprecies, porque si lo haces ,hay alguien que te juzgara más duramente a ti.
Y el llanto que llores será el más amargo de tu vida!!

A sus tiernos 17 años ya era madre de un niño pequeño y llevaba otro en su vientre. Perdió a su madre no sabía oficio alguno, y
¿Quién la iba a emplear con un niño pequeño y otro en su vientre? Qué difícil es conseguir el pan cuando se es joven y desamparada. Su niño le pedía comida y ella se desgarraba en su dolor.

Aquella tarde con su gran barriga fue a la Iglesia, el enorme tamaño de su estómago le hizo difícil hincarse pero una vez de rodillas, lloró con profunda tristeza, luego miró el cristo crucificado y le dijo;
Padre, yo no quería, pero en cuanto nazca este niño ya decidí lo que haré, mientras tanto pediré limosna si es necesario. Y en verdad, hubo días que no tuvo que hacer, otros en cambio lavaba ropa ajena limpiaba los vidrios de los carros, cualquier cosa y cuando su niña nació, una esquina oscura fue testigo fiel de una más que se dedicó al más antiguo de los oficios. Al principio fue difícil, pero sus hijos necesitaban muchas cosas. Y así, con mucha humildad pero mucho amor, les dio siempre lo necesario, aún a cuestas de su propio sacrificio.

Los años pasaron pronto y cuando vio a sus hijos orgullosamente casi profesionales pensó en que ya era hora de descansar. Aun joven pero con la vida que llevaba se había acabado demasiado y envejeció pronto,

Y enfermo pronto de tanto sufrir. Pero un día, una mala lengua de esas que no sienten dolor alguno en clavarte puñaladas, le contó a su hija el pasado de ella. Esa noche cuando volvía cansada, estaba lloviendo fuertemente sobre los humildes techos de las casas, la primera mirada que encontró al entrar a su casa la madre vió a su hija, quien al verla le dijo;
! Vete, no quiero verte, hoy supe que eres una prostituta, veté porque no eres digna del amor de tus hijos, me das asco!
Ella no supo que responder, sabía que un día lo sabrían, siempre lo temió y siempre pensó que la reacción de ellos no sería agradable. Pero darles asco, eso no, esa palabra fue como un puñal directo al corazón, salió corriendo bajo la lluvia sin parar el rostro se le mojaba tocándole el rostro como si la estuviera consolando. Cuando empezó a amanecer, ella permanecía todavía afuera de su casa en la puerta, de repente sintió una sábana sobre su cuerpo y al volver, era su hijo mayor;

Madre toda la noche te he andado buscando, ven entremos a casa.
No! le dijo: tú hermana me desprecia, no sé si ya tú lo sepas.
Saber que!! Te amo y todo lo que venga de ti no me avergüenza. Esa mañana los hermanos pelearon como nunca ante los ojos de la madre; La hija gritaba Que se vaya no ves que es una cualquiera! no te da pena su oficio? ya poco falta para ser una profesional me da vergüenza que todos mis amigos sepan lo que es ella, El hermano respondió;
Pues vete con tus amigos, que yo cuidare de ella, yo no me he olvidado de las veces que ella se sacó el pan de la boca para dárnoslo de las noches que ella nos veló cuando nos enfermamos, tú y yo no tuvimos padre porque nos abandonó, pero en cambio tuvimos una madre que todo nos lo dio, Yo solo sé lo que le debo a ella .Si tú la desprecias ,vete! que yo la amare por los dos, Y así fue la chica se fue, Un largo año pasó y la chica que salió de esa casa nunca se graduó pero en cambio encontró el amor. El amor traidor de un hombre que aprovechándose de su inexperiencia, se burló de ella y la abandono, como un día un cobarde abandono a su madre dejándola con un niño pequeño y otro en su vientre, solo como aquella a la que había criticado duramente, y esta había envejecido rápidamente también, Por hambre y remordimiento volvió al hogar.

Entro a su casa, vio a su hermano sentado tristemente le dijo, vengo a pedirles perdón!
El hermano bajo la mirada tristemente y contesto, Sígueme!
Los muchachos caminaron varias calles, el joven se paró enfrente del cementerio, allí estaba su madre!
La muchacha grito fuertemente llorando se echó sobre la tumba de su madre y gritando porque!!! Porque te fuiste sin poder despedirme de ti !!!
Velar tu cuerpo, besarlo y pedirte perdón!! Porque madre, porque?? perdóname! allí postrada sobre la tumba de su madre pedía perdón una y mil veces.
El hermano le dijo que su madre en su lecho de muerte le había echado su bendición a ella y que no le guardaba rencor y le pido que si regresaba la recibiera con los brazos abiertos como ella lo hubiera hecho en vida.

Los hermanos se retiraron lentamente abrazados y no notaron la suave brisa que acariciaba sus mejillas ellos no se dieron cuenta que era su madre que los acariciaba y daba su última bendición

AHORA QUE ESTOY SIN TI:



Siento que todo lo vivido ha tenido un fin, que los disgustos, alegrías y tristezas que vivimos mano a mano, uno al lado del otro, frente a frente y no tan solo en una ocasión, tuvieron por motivo el de acercarnos más y más cada día, en procura de una amistad sincera, fuerte y duradera.
Siento que los días oscuros y sin destino que viví a tu lado, cuando creí que le ganaba a Dios la lucha por tu vida, han sido los más terribles que he vivido; sin embargo, la belleza de tus ojos al verme, la sinceridad de tu mirada y el anhelo que tenías de hablarme sin poder hacerlo, dejaron en mi corazón un gusto agridulce que no se borrará nunca de mi alma entera.
Siento que cuando partiste se rompió mi espíritu, porque la vida arrebató de mi lado a mi gran amiga, confidente, socia de ideas locas y gran compañera, dejaste un gran vacío en mí, que nunca más se llenará, porque aunque por más que recuerde tu risa, voz, imagen y templanza, ya no estás.

Siento que aunque discutimos a menudo, dejándonos incluso de ver por algún tiempo, estuvimos siempre unidos por un mismo objetivo, la familia y su futuro, porque para nosotros siempre fue lo primero y lo único, ya que fuimos la misma sangre.
Siento que aunque han pasado unos pocos años, recién partiste ayer, dejando un lugar en mi vida, en la casa y en nuestra familia, que siempre estás con nosotros; pero, la amargura de no verte, abrazarte y reírme contigo aún no se disipa, muy por el contrario, a veces crece con tanta fuerza que creo estallar por dentro.
Siento que no nos dijimos todo, que quedaron cosas por hablar, caricias por recibir el uno del otro, disculpas por dar y recibir, consejos que entregar, son tantas las cosas que tengo en mi alma por descargar y ya no estás, para poder de todo eso descansar.
Siento que no hice todo lo pude por ti, que te merecías mucho más, no pude encontrar el camino para atarte más a esta tierra, Dios te quiso llevar con él y nos tuvimos que conformar.
Siento día a día, minuto a minuto que de esta pesadilla despertar no puedo, solo puedo esperar que el tiempo me dará la conformidad y que algún día enfrente mío estarás, con tu sonrisa y tu rostro al sol, esperándome para darnos ese abrazo eterno que no nos dimos y ese beso que nace y se encuentra guardado en el corazón.
Siento que aunque ya soy un adulto, no puedo dejar de derramar lágrimas de niño, al recordarte y al sentir que te quiero aún cuando ya no estás conmigo, porque a pesar que los años han pasado y los llevo cada vez con mayor cautela, me haces falta para no cometer tal vez el gran error de mi vida, que siempre atormenta, ya que no avisa y siempre está a la vuelta de la esquina.
Siento que ahora que estoy sin ti... parte de mí partió contigo.
Mi madre partió sola, en una cama de hospital, sin estar rodeada de sus seres queridos; no logré ver sus ojos tiernos por última vez, ni sentir el calor de sus manos cuando ella partía.
Estas líneas reflejan el sentimiento profundo que llevaré el resto de mi vida en mi corazón; sin embargo, sé positivamente que son compartidos por más de alguien y por medio de ellas, espero que a quienes interpreten sientan que no están solos y que la vida es así, en cualquier parte del mundo.

aprovecha más el tiempo con la gente que quiere..



Hace tiempo al estar en mi casa, siendo como las 11:00 de la noche, recibí la llamada telefónica de un muy buen amigo mío.

Me dio mucho gusto su llamada y lo primero que me preguntó fue: ¿cómo estas? Y sin saber porqué le contesté: "solísimo".

¿Quieres que hablemos? Le respondí que sí y me dijo:

¿quieres que vaya a tu casa? Y respondí que sí.

Colgó el teléfono y en menos de quince minutos él ya estaba tocando a mí puerta. Yo empecé y hablé por horas y horas, de todo, de mi trabajo, de mí familia, de mi novia, de mis deudas, y él atento siempre, me escuchó.

Se nos hizo de día, yo estaba totalmente cansado mentalmente, me había hecho mucho bien su compañía y sobre todo que me escuchara y que me apoyara y me hiciera ver mis errores, me sentía muy a gusto y cuando él notó que yo ya me encontraba mejor, me dijo: bueno, pues me retiro tengo que ir a trabajar. Yo me sorprendí y le dije: pero porque no me habías dicho que tenias que ir a trabajar, mira la hora que es, no dormiste nada, te quite tu tiempo toda la noche. Él sonrió y me dijo: no hay problema para eso estamos los amigos.

Yo me sentía cada vez más feliz y orgulloso de tener un amigo así. Lo acompañé a la puerta de mi casa... y cuando él caminaba hacia su automóvil le grité desde lejos: oye amigo, y a todo esto, ¿porqué llamaste anoche tan tarde?.

Él regresó y me dijo en voz baja. es que te quería dar una noticia... y le pregunté: ¿qué pasó? Y me dijo...fui al doctor y me dice que mis días están contados, tengo un tumor cerebral, no se puede operar, y solo me queda esperar... yo me quedé mudo...él me sonrió y me dijo: que tengas un buen día amigo... se dio la vuelta y se fue... Paso un buen rato para cuando asimile la situación y me pregunté una y otra vez, porque cuando él me preguntó ¿cómo estás? me olvidé de él y sólo hablé de mí. Cómo tuvo la fuerza de sonreírme, de darme ánimos, de decirme todo lo que me dijo, estando él en esa situación?...esto es increíble.. Desde entonces mi vida ha cambiado,

Suelo ser mas crítico con mis problemas y suelo disfrutar más de las cosas buenas de la vida, ahora aprovecho más el tiempo con la gente que quiero.. por ejemplo él...todavía vive y procuro disfrutar más el tiempo que convivimos y charlamos. Sigo disfrutando de sus chistes, de su locura, de su seriedad, 0 de su sabiduría, de su temple, de mi amigo... "No hay amor más grande que dar la vida por los amigos". Cristo Jesús dijo:


"Todo aquel que se avergüence de mi, yo me avergonzaré de el delante de mi Padre"

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...